Cuentos de los hermanos Grimm

Este año 2022 he decidido, por fin, empezar a leer literatura clásica, es decir, esos libros que han permanecido a lo largo del tiempo y que siempre, generación tras generación, vuelven a ser leídos y reeditados. Para mí era una asignatura pendiente desde que empecé con el blog y quería buscarle el hueco correspondiente y este año me apetece dejar de lado algunas lecturas contemporáneas, novedades…y leer un clásico cada mes. Ese es mi reto: leer doce clásicos este año, uno por mes y evidentemente pasarme por esta sección creada ex profeso para hablaros de ellos.

Y la gran duda era ¿por dónde empezar? Es cierto que ya he leído grandes clásicos de la literatura en mi época de estudiante, pero esa lectura no era como las que pretendo hacer ahora. En este momento quiero hacer una lectura detallada, minuciosa, analizando lo que leo, espero poder hacerlo y hacerlo bien.

Muchas veces asociamos la lectura de los clásicos con novelas complejas y de un número considerable de páginas, pero, la realidad es que te puedes encontrar un poco de todo y lo mejor para ello es empezar por cuentos o libros de relatos que creo que nos pueden dar ese empujón necesario para poco a poco entrar de lleno en los grandes clásicos. Otro detalle que me parece fundamental es la elección de la edición, como son libros que se han reeditado en tantas ocasiones no hay problema para buscar y buscar hasta encontrar esa edición que más te llame la atención tanto por su formato como por su traducción. En mi caso creo que me voy a decantar por los clásicos ilustrados, que además de hacer más entretenida la lectura hay ediciones preciosas que me encantará tener en mis estanterías.

Me decidí por esta edición porque desde pequeña he leído y me han contado algunos de los cuentos más famosos que podemos encontrar, pero dentro de los cuarenta cuentos que aquí encontramos había muchos que desconocía y me ha encantado leer. Respecto a la edición elegida os tengo que confesar que esta colección de clásicos ilustrados es preciosa, cuenta con multitud de detalles y ayuda a que la lectura sea más entretenida.

Centrándome en el contenido del libro he disfrutado releyendo cuentos que ya conocía, pero he descubierto que mi imaginación de niña fantaseaba con príncipes, princesas y duendes y el final del cuento y el mensaje que hay en su interior dista mucho de lo que ha entendido mi yo adulta. También me ha gustado leer algunos cuentos que desconocía y descubrir historias nuevas que podré contar a futuras generaciones.

Si tuviese que elegir mis cuentos favoritos podría decir, aunque no es una fácil elección entre tanta variedad… Hansel & Gretel sería de los primeros en nombrar, aunque también he descubierto otros como “el Pescador y su mujer” que me ha gustado mucho.

El libro se lee de forma muy rápida ya que la mayoría de los cuentos no tienen una extensión mayor de las ocho páginas, hecho que permite que leas más de uno cada día. Consta de un extenso índice con todos los cuentos que contiene.

Así que no me queda más que recomendaros esta lectura especialmente a las personas que disfruten leyendo relatos cortos y también les gusten las historias de hadas. También sirve como en mi caso de punto de partida para adentrarse en la lectura de clásicos. Es un libro adecuado para niños y mayores que seguro se enamoran de estas historias. Y, por último, no puedo dejar de mencionar la preciosa edición de Alma con su portada de color verde que estéticamente queda genial con el interior del libro. Os dejo por aquí el enlace a la página de la editorial para que echéis un vistazo a todos los libros que conforman esta colección.

1 comentario

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *